El representante a la cámara por el departamento del Chocó dijo que Antioquia se quiere quedar con un territorio que no le pertenece.

Y que los habitantes de esta región quieren ver a los parlamentarios de otras regiones, elegidos con votos chocoanos, acompañando a su departamento en el proceso de esta defensa territorial

Acota que esta disputa se origina de una “inocente y curiosa” reclamación del gobierno Antioqueño.

Bernardo Florez principal

El joven congresista se pronunció luego que el gobernador de Antioquia, Sergio Fajardo, reclamara como de Antioquia a este territorio ubicado en la zona del Urabá Chocoano y limítrofe entre Mutatà y Riosucio.

El legislador, oriundo de Pizarro-Chocó, contrarrestó lo dicho por el mandatario Antioqueño: “El hecho que hayan hecho inversiones asistencialistas en Belén de Bajirà, no les da la potestad para concluir que ese territorio ancestralmente Chocoano lo incluyan en la geografía de esa región vecina.

Recordó que siendo diputado de la Asamblea del departamento del Chocó le tocó erigirlo a esa categoría municipal respaldado en las leyes y reglamentaciones de carácter limítrofe.

Le salió al paso a los que critican su silencio frente al litigio territorial, indicando que con los también congresistas chocoanos Nilton Córdoba y Luis Evelis Andrade, vienen neutralizando dentro del recinto bicameral cualquier intento que atente contra los intereses de los Chocoanos y por supuesto de los Bajireños. Cuando nos llaman, allí estamos, insistió

Observó eso sí, que la bulla y poco contenido a la hora de la defensa del territorio Chocoano no le imprime confianza a la comunidad y lo que hace es ahuyentar la solidaridad con “nuestra defensa”

Los Chocoanos no estamos reclamando, estamos defendiendo un territorio que nos pertenece y que el gobernador de Antioquia reclama sin argumento distinto a las pocas obras ejecutadas en la zona por ese departamento.

Un padre no pierde la potestad de su hijo porque el vecino le da un bocado de comida, recalcó el líder liberal.

Si el gobierno Antioqueño tuviera las pruebas en la mano que lo legitiman como dueño de Bajirà, hace años esta discusión habría saldado a su favor, esgrimió. Y dijo que se quieren apoderar de una porción de tierra Chocoana consagrada en la ley 13 de 1.947

hotel-belen-de-bajira

Flórez Asprilla llamó la atención de todas las fuerzas vivas del departamento del Chocó para que se unan a este propósito defensorial y patriótico, exhortando a una articulación más efectiva entre los actores para que el diferendo llegue a feliz término. En tal sentido hizo un llamado a los exgobernadores, exrepresentantes, exalcaldes y demás autoridades del Chocó para que impulsen y animen con sus pronunciamientos este evento histórico de carácter geofísico.

Advirtió que los Antioqueños están forzando llevar la definición hasta el congreso de la república y, para lo cual invitó a la ciudadanía Chocoana que alerten a los políticos foráneos que fueron a buscar votos y se hicieron elegir para que acompañen la causa chocoanista votando a favor del Chocó.

Hay que preguntarle a algunos diputados del Chocó que le hicieron campaña al Senador Iván Duque, porqué este congresista está en contra de nuestras pretensiones, alertó

A los miembros del Comité Por la Defensa de Bajirà les envió un mensaje de felicitación, aliento y resistencia. “No podemos dejarlos solos y hay que incluirle recursos económicos para sus actividades. Y para ello convocó al gobierno departamental y demás instancias territoriales. Este es un tema de región y recuerden que Bajirà siempre ha sido del Chocó, remarcó el congresista.

El AfroBogotano conoció que la mesa de deslinde compuesta por el IGAG, los actores Chocoanos y de Antioquia tiene prevista una visita de campo para el próximo 16 de marzo con el fin de aproximarse a una definición real de deslinde. Inspección a la que no asistirá el departamento del Chocó por no tener confianza en las áreas a visitar qué, según Freddy Lloreda, activista defensor de Bajirà, en esta presencia conjunta se observarán las porciones de tierra que están por fuera del límite con el fin de calificarlas como de Antioquia.

 

No vamos al terreno

Por: Freddy Lloreda

FREDDY LLOREDA PALACIOS

Los Colombianos deben conocer que este sector ya fue objeto de deslinde por el IGAC en el año 2007, cuyo informe técnico fue ratificado por la Comisión Demarcadora del Senado de la República, en el cual se reconoció categóricamente que toda el área en controversia pertenece territorialmente al Departamento del Chocó

El Instituto Geográfico Agustín Codazzi, ha incurrido en un sin número de irregularidades en el nuevo proceso de deslinde que desde el 24 de junio de 2014 se adelanta entre Antioquia y Chocó por Belén de Bajirá, en cumplimiento de lo dispuesto por la Ley 1447 de 2011 y el Decreto 2381 de 2012.

En tal sentido ha decidido ignorar la aplicación de los límites descritos en la Ley 13 de 1947 que creó el Departamento del Chocó y que en el parágrafo del artículo 1º en este sector se describen así “…para ir a buscar las cabeceras del río Pavarandó, para dirigirse luego a la confluencia del Pavarandó y el Riosucio, para buscar luego a la cabecera del río Tumaradocito y el divorcio de aguas entre este río y el Tumaradó hasta el remolino de las Pulgas en el Río Atrato”, por el contrario ha aceptado la propuesta de Antioquia, para visitar puntos que no tienen nada que ver con los límites fijados como son: Caño Seco, Cerro Lombricero, quebrada Larga Boba, Lomas Isladas.

De manera sospechosa el IGAG pone de presente su complicidad con las autoridades antioqueñas al pretender “legalizar” el cercenamiento territorial del Chocó, que han venido haciendo desde hace años en el marco de la violencia que se ha generado en esa zona y prevalidos del poder económico y político que han lucido y siguen ostentando en el país.

Los Colombianos deben conocer que este sector ya fue objeto de deslinde por el IGAC en el año 2007, cuyo informe técnico fue ratificado por la Comisión Demarcadora del Senado de la República, en el cual se reconoció categóricamente que toda el área en controversia (Blanquicet, Nuevo Oriente, Macondo y Belén de Bajirá), pertenece territorialmente al Departamento del Chocó.

Antecedente que lo ampara con letras mayúsculas la Ley 13 de 1947, que determinó los límites y está planamente vigente según concepto del 10 de noviembre de 2014 emitido por la Dirección de Desarrollo del Derecho y del Ordenamiento Jurídico del Ministerio del Interior.

Por lo tanto, no iremos al terreno a cumplir con la amañada visita de campo de este 16 de marzo, en la que seguramente y de fuentes acreditadas nos informan que el IGAG y el gobernador de Antioquia ya tienen orquestada una encerrona demarcadora y limítrofe en contravía de los intereses del Chocó